Onagra Bio, el cuidado corporal perfecto para las pieles maduras de Weleda

Ya sabéis que Weleda es sin duda una de mis firmas favoritas de cosmética natural. Su sensorialidad y la eficacia de sus productos simplemente me apasionan y en mi rutina diraria de belleza nunca faltan sus productos. Por ese motivo no puedo dejar pasar por alto uno de sus últimos lanzamientos: la línea Corporal Revitalizante de Onagra biológica, perfecta para mujeres que rondan los 50 y necesitan un plus que ayude a estimular el metabolismo y la actividad celular de su piel.

Un dato interesante es que en España hay más de 9 millones de mujeres mayores de 50 años, una edad de oro en la que las mujeres están llenas de vitalidad y energía, pero también una etapa en la que se evidencian los cambios hormonales. Este factor es clave para la piel ya que, el descenso de estrógenos hacen que la piel experimente un adelgazamiento de sus capas cutáneas y el desequilibrio de la función protectora de la barrera lipídica reduzcan su resistencia. 


Su capacidad para mantenerse hidratada disminuye, por lo que tiende a parecer más seca y apagada, además de perder elasticidad, tonicidad y firmeza. Por eso, es necesario tratarla de forma diferente y utilizar productos específicos para subsanar estos cambios. 


La nueva línea Corporal Revitalizante de Onagra de Weleda contiene activos de alta eficacia, como el aceite biológico de onagra, que nutre, reafirma y fortalece la piel madura, dejándola más flexible. Algo que me encanta es su fresco y delicado aroma floral está inspirado en las flores de Onagra, que tiene la particularidad que florece al atardecer, al contrario que el resto de plantas.

Esta gama está compuesta por cuatro productos únicos (aceite, leche corporal, crema de manos y crema de ducha) impregnados del frescor del cardamomo, el perfume floral y delicado de la magnolia, y el aroma suave y balsámico del sándalo.


La fórmula de cada uno de los productos  contiene el aceite extracto de las semillas de onagra bio, que contiene altas concentraciones de ácidos grasos esenciales (ácido linoleico 85 % y ácido alfa-linolénico 15%) para ayudar a mantener el equilibrio de la barrera lipídica y  reactivar la actividad celular y la regeneración de la piel. También añade flor de centella  asiática, que reestructura la piel, estimula sus funciones naturales y la protege de los radicales libres.


El  aceite corporal reafirma y nutre la piel, al mismo tiempo que ayuda a estimular su metabolismo. Además, reactiva su actividad celular, regenera y nutre intensamente la piel, mejora la firmeza y elasticidad y restablece su capacidad natural de retener la hidratación. En su formulación, además de aceite de onagra bio, también incluye aceite de germen de trigo, que nutre la piel; vitamina E, que la protege de los radicales libres; y aceite de semilla de jojoba bio, con una compleja composición con 96% de ceramidas muy similares a las de la piel, que ejercen una profunda hidratación y reestructuración del equilibrio graso de la piel, PVPR. 100 ml.: 22,90 €. No os perdáis este post en el que os hablé del resto de sus maravillosos aceites corporales.


La leche corporal reafirma la piel madura, ayuda a regenerarla, reafirmarla y fortalecerla dejándola más flexible. También previene la relajación cutánea, hidrata y revela su luminosidad natural. A su fórmula se añade el extracto de centella asiática, que activa la síntesis de colágeno; manteca de karité bio; vitamina E, aceite de oliva, y ácido oleico. ¿Un truco? ¡Mézclalo con unas gotas del aceite de Onagra! PVPR. 200 ml.: 16,10 €.


La crema de manos es de fácil absorción y ayuda a regenerar intensamente la piel seca y madura de las manos. También  aumenta su firmeza y elasticidad. Además, unifica el tono de la piel, dejándola sedosa y tersa. Está formulada a base de aceite de onagra bio; extracto de centella asiática, que activa la síntesis de colágeno; manteca de karité bio, para una nutrición duradera de la piel; aceite de sésamo, rico en ácidos grasos esenciales y en vitaminas que aumentan la circulación de la sangre y generan calor; y aceite de macadamia, que aporta los elementos nutritivos necesarios para conservar la piel luminosa y sana. También se puede mezclar con el aceite para conseguir mayor nutrición. PVPR. 50 ml.: 10,60 €.

 
La crema de ducha es fabulosa para restaurar el nivel hidrolípidico, la luminosidad y la vitalidad de la piel. Sus tensioactivos de origen vegetal biodegradables limpian la piel con suavidad sin resecar. Sus aceites vegetales la hidratan, dejándola suave y sedosa y la protegen de la sequedad. Tiene una textura cremosa y desprende una fragancia floral fresca y revitalizante. 

Está compuesta por aceite de onagra bio; aceite de sésamo, que restablece el equilibrio lipídico; extracto de musgo de Irlanda, un alga roja con propiedades hidratantes y protectoras; extracto de semilla de mijo, que contiene ácidos mono y poli insaturados; y vitamina E. PVPR. 200 ml.: 8,20 €.

4 comentarios :

  1. Me encanta Weleda y estoy deseando comprarme el aceite de Abedul
    Un besazo!
    El Tocador de Mia.

    ResponderEliminar
  2. Me gustan los productos de Weleda, los que he probado me han ido geniales.
    Besitos!

    ResponderEliminar
  3. Una gran marca. Esta línea no es para mí pero me parece ideal para mí madre. Bsts

    ResponderEliminar
  4. Seguro que sus productos me vendrían genial. Nunca he probado nada de esta marca.

    ResponderEliminar

Design: WS