Protección + reparación: la clave de Clinique para una piel perfecta frente al sol

¿Sabías que el 90% de todos los signos visibles del envejecimiento de la piel se deben a la luz de los rayos ultravioleta? Así que ya sabes, solo tienes que protegerte adecuadamente del sol para evitar sus efectos nocivos. ¿Quieres saber cómo? Pues continúa leyendo…

Lo más importante es elegir el índice de protección solar adecuado a cada piel y al tiempo de exposición. En contra de lo que muchos piensan: “a más índice de protección más protegido estoy”, hay que tener en cuenta que este índice solo se refiere al tiempo que nos protege el producto frente a los rayos UV. Es decir, lo primero que debemos calcular es el tiempo que nuestra piel tarda en enrojecerse sin protección solar. Si este tiempo son por ejemplo 10 minutos, solo hay que multiplicar este tiempo por el índice de protección elegido (por ejemplo 30), el resultado de la operación es el número de minutos durante el cual la protección es efectiva: 10 minutos x SPF 30 = 300 minutos de protección frente al sol. Así de sencillo.


Después de este rollo, muy necesario, os cuento las novedades en cuanto a protección solar de Clinique, que recientemente tuve la oportunidad de conocer en primicia. Con ellos puedes disfrutar del sol sin miedo a que dañe tu piel porque, además de protegerla, la repara, lo que es sinónimo de una piel sana. Esto es posible gracias a su nueva tecnología solar activa de respuesta inmediata.

Para el cuerpo podréis encontrar Body Cream SPF 30 y SPF 40. Se trata de cremas protectoras de amplio espectro contra la radiación UV (UVB/UVA). Su nueva tecnología actúa iniciando el proceso de reparación natural limpiando el daño solar antes de que se haga visible en la superficie de la piel como un signo de envejecimiento, justo en el momento en el que el daño se está produciendo, protegiendo instantáneamente del impacto negativo de los rayos UV en el colágeno y elastina. ¿No es increíble? Además, sus ingredientes fotoestables de protección UVB/UVA (que permanecen intactos ante la presencia de la radiación UV) ayudan a proteger la piel y mejorar su capacidad natural de defenderse de las agresiones de la radiación UV. También incluyen dos oleadas de antioxidantes y fotosomas.



La primera línea de defensa incluye una combinación de anti-oxidantes como la vitamina C, la vitamina E y BHT. Estos ingredientes actúan inmediatamente cuando aplicamos el producto directamente sobre la piel y previenen el envejecimiento prematuro.

Después de que la primera línea de anti-oxidantes haya sido utilizada, una segunda tanda llega a través de unos fotosomas que se activan por la luz ultravioleta liberando una segunda tanda del potentísimo anti-oxidante NDGA. ¿Cómo lo hace? Gracias a un liposoma especial que se activa sólo con la luz ultravioleta.

El resultado deriva en que los lípidos esenciales de la piel están protegidos del daño de la oxidación por lo que el sistema de soporte natural de la piel resulta menos dañado, evitando que la piel tenga aspecto apergaminado o que aparezcan las manchas.

Clinique también ha pensado en el rostro con su Face Cream SPF 40, y en las zonas más sensibles (contorno de los ojos, los labios, nariz, orejas y cicatrices, lunares y manchas) con la barrita SPF 35 Sun Block, perfecta para llevarla en todo momento contigo.


Este último, contiene filtros físicos (los que se quedan en la superficie de la piel) que ayudan a reflejar los rayos UVA y UVB una vez que han penetrado en la piel. Está formulado con dióxido de titanio, que se ha escogido para hacer el producto más cómodo especialmente para las pieles sensibles; con óxido de zinc, que permite un amplio espectro protector frente a los rayos UVA; y con una combinación de cuatro filtros que adicionalmente se han incorporado a la fórmula para aumentar su efectividad protectora frente a los rayos UVB. Se aplica fácil y cómodamente y no deja residuos. Su fórmula es resistente al agua y a la adhesión de la arena, por eso es el perfecto complemento para los días de bronceado en la playa.


1 comentario :

  1. Tendré que empezar a probar esa crema, me encanta Clinique, así que probablemente me lanzaré con la crema solar, seguro que es genial.

    ResponderEliminar

Design: WS